24 julio 2015

Escuchas a políticos brasileños por WikiLeaks

Bugging Brazil 
por WikiLeaks
Escuchas a políticos brasileños
«WikiLeaks publica hoy, 04 de julio a las 08:00 horas de Brasil, una lista top secret de la Agencia de Seguridad Nacional de Estados Unidos de 29 números de teléfono de miembros clave del gobierno brasileño que fueron seleccionados para su interceptación intensiva. La publicación demuestra que no sólo fue atacada la presidenta Dilma Rousseff, sino también su asistente, su secretario, su jefe de personal, su oficina en palacio e incluso el teléfono de su jet presidencial. EE.UU. no sólo vigila al círculo cercano a la presidenta, sino que lleva a cabo una campaña de espionaje económico contra Brasil, espiando a los responsables de la gestión de la economía de Brasil, incluido el jefe de su Banco Central. EE.UU. también toma como objetivo a la diplomacia brasileña, interviniendo los teléfonos de su Ministro de Relaciones Exteriores y de sus embajadores en Alemania, Francia, la UE, los EE.UU. y Ginebra, así como sus jefes militares.

Los objetivos económicos dentro del gobierno de Brasil incluyen un ministerio clave como el de Finanzas e incluso al Gobernador del Banco Central de Brasil. El Ministro del Gabinete Nelson Henrique Barbosa Filho, que fue Secretario Ejecutivo del Ministerio de Hacienda de Brasil, entre 2011 y 2013 y que ahora es Ministro de Planificación, Presupuestos y Gestión también está en la lista de objetivos, como lo está Antonio Palocci, ministro de Hacienda durante el gobierno de Lula y ahora jefe del gabinete de Dilma.
La revelación del espionaje económico de Estados Unidos contra Brasil continúa las publicaciones de Wikileaks de principios de esta semana que revelaban el espionaje económico de Estados Unidos contra Francia, Alemania y la UE.
También fue intervenido el teléfono móvil de Luiz Alberto Figueiredo Machado, ex ministro de Asuntos Exteriores de 2013 a 2015, y actual embajador brasileño en EE.UU., nombrado por la presidenta Rousseff,  al igual que el teléfono del General de Ejército José Elito Carvalho Siqueira, que es el Director del gabinete de Seguridad Institucional, una oficina del gabinete ejecutivo responsable de la asistencia directa e inmediata a la presidenta en asuntos de seguridad nacional y de la política de defensa. 
Incluso en sus viajes oficiales, la presidenta Rousseff no está a salvo de una interceptación porque la lista de objetivos incluye el servicio de teléfono satelital Inmarsat del jet de la presidenta. 
El jefe de redacción de WikiLeaks, Julian Assange, dijo: "El documento que hoy publicamos muestra que EE.UU. tiene por delante un largo camino que recorrer para demostrar que ha puesto punto final a su vigilancia a gobiernos "amigos". Estados Unidos no sólo ha atacado a la presidenta, sino a las figuras claves con las que habla cada día. Incluso si se pudiera confiar en las garantías estadounidenses de cesar de espiar a la presidenta Rousseff, es descabellado imaginar que la presidenta Rousseff  pudiera gobernar Brasil sin hablar con nadie más que ella misma a lo largo del día. Si la presidenta Rousseff quiere ver más inversión estadounidenses en Brasil como afirmó al regreso de su reciente viaje, cómo puede asegurar a las empresas brasileñas que sus homólogos estadounidenses no van a tener una ventaja proporcionada por esta vigilancia, hasta que realmente pueda garantizar que el espionaje ha parado -no sólo a ella, sino sobre todos los afectados". 
La lista de objetivos de Brasil se suma a las publicaciones anteriores por WikiLeaks que muestran que Estados Unidos toma como objetivo de su espionaje sistemáticamente a los más altos funcionarios, entre ellos tres presidentes franceses y la actual canciller de Alemania, los ministros de economía de Francia y Alemania, el Banco Central de la UE y un esfuerzo general contra toda significativa industria francesa. 
Lea la lista completa de los  objetivos de alta prioridad de la NSA en Brasil publicados hoy aquí