26 noviembre 2015

¿Por qué los medios occidentales odian a Julian Assange? por Glenn Greenwald (Truthdig)

Why the Western Media Hates Julian Assange 
por Glenn Greenwald (Truthdig) 
¿Por qué los medios occidentales odian a Julian Assange? 
Glenn Greenwald lanza un devastador aldabonazo a la prensa británica y estadounidense por su obstinada campaña de «vergonzosa difamación» contra el fundador de WikiLeaks Julian Assange
«Hay varias razones obvias por las que Assange provoca un desprecio desquiciado por parte de los medios. La más obvia es competición: el resentimiento generado por ver a alguien de fuera de su profesión generar más logros en un año que todos los demás medios combinados.
Otras causas son más sutiles aunque esenciales. Muchos periodistas (y liberales)  gustan vestirse con el disfraz del insurgense outsider, pero son, en su corazón, devotos de las instituciones, piadosos creyentes en la bondad de los centros de poder de la sociedad, y además, desconfían de esos (como Assange) que en verdad y deliberadamente se sitúan al margen de ellos. Pero poniendo en riesgo su propia libertad y seguridad para oponerse a los grupos más poderosos, Assange ha claramente puesto de manifiesto lo que les ocurre a los verdaderos disidentes e insurgentes -son perseguidos, demonizados y amenazados, no tratados como amigos e invitados a fiestas en los salones del poder imperial- y, además, ha provocado que muchos periodistas se revelen como fingidores, sirvientes del poder, y cortesanos.
Existe también la causa ideológica. Como un veterano periodista británico me dijo esta semana, decepcionado por el tratamiento vitriólico de la prensa británica hacia Assange: "Nada deleita a los ex izquierditas británicos más que una oportunidad para defender el poder al tiempo que fingen salir en defensa valientemente de un principio liberal de izquierdas." Esta es la mentalidad retorcida que llevó a muchos de estos supuestos periodistas liberales a apoyar el ataque a Iraq y otras agresiones occidentales en nombre de los valores liberales.»